La ¨primavera¨ de Chile: tesis sobre el movimiento estudiantil de 2011

AULAS VIRTUALES

Presentamos el avance de investigación de la estudiante de doctorado en Ciencia Política Katia Valenzuela, sobre el movimiento estudiantil y ciudadano de 2011.

GT20_ValenzuelaFuentes LA PRIMAVERA DE CHILE MOVIMIENTO ESTUDIANTIL 2011

biblioteca-26

Ver la entrada original

Somos pobres, somos ricos – Escribe Ramón Arriagada

Ha quedado para el recuerdo de los magallánicos lo distorsionante que era para nuestra economía, la presencia en nuestros índices económicos del  metanol.  Resulta a la distancia tan absurdo el haber tenido dos Inacer, uno incluyendo el metanol y el otro sin  el mentado metanol.  Para quienes lo desconocen Inacer, significa índice de actividad económica regional y recientemente nos ha entregado algunas sorpresas.

¿ El dato económico de la Región,  lo quiere con  o sin carbón?.  Pues, ha de saber usted,  que gracias al vilipendiado carbón, salimos de perdedores y en  el crecimiento económico de las regiones de Chile,  acumulado entre el 2008 y el 2013, ocupamos  el quinto lugar. Nuestra economía creció en un 22 por ciento.  Y aún más, para los pesimistas, en el último  Inacer Magallanes  tuvo un record de crecimiento el año pasado, con una tasa del 15.3 %.

Pero los economistas oficiales, reconozcámoslo  responsablemente, no han salido a celebrar la cifra engañosa, ello porque , hay otra verdad preocupante; nuestra región de Magallanes,  junto con Aisén tienen las menores cifras de inversión en el país. Es decir, no somos atractivos para los  grandes capitales, que si han optado por la industria minera en  la región de Antofagasta. Por primera vez ha sucedido algo jamás pronosticado, el stock de inversiones proyectadas en Antofagasta, duplicará el monto de la Región Metropolitana.

La región de Antofagasta, tiene ingresos de economía desarrollada  de  Europa.  El ingreso llega a 35 mil dólares anuales por persona. Los magallánicos estamos en la mitad de la tabla, somos lo que somos, con ingresos per cápita ni siquiera de país pobre  europeo;  nuestro ingreso llega apenas a los 10.000 dólares anuales.   Para consuelo de muchos en La Araucanía  están en ingresos al nivel de un país africano, llegan apenas a  4.500 dólares.

Hay contradicciones tan aberrantes, como  que el sistema sigue incentivando el crecimiento monstruoso  de la capital; ello, debido a la concentración de todo el aparato burocrático del Estado en Santiago.  Un santiaguino, ni siquiera se propone partir a territorios con nuevos horizontes, como los del norte minero.  A esas ciudades han tenido que llegar, los pobres de  países limítrofes a suplir a los chilenos en los trabajos de menor valoración social.

Tanto en Magallanes como Aisén se registran los más bajos niveles de pobreza y de desocupación, pero son regiones con mezquinos  índices  de crecimiento de  su población y con habitantes envejecidos,  no recomendable para lo mucho que  queda por  descubrir y colonizar.

RAMON ARRIAGADARAMONARRIAGADA

La banca estadounidense marca la estrategia de la oposición en Venezuela – Claudio Della Crocce

Más allá de los denunciados y probados apoyos logísticos financieros de Estados Unidos y la derecha internacional a los movimientos golpistas en Venezuela, lo que va quedando claro es que el guión de la estrategia y de las intentonas está escrito y firmado por la banca trasnacional, en busca de apoderarse de las enormes riquezas del país.

Un Informe para inversores del segundo mayor holding bancario de Estados Unidos, Bank of America- Merrill Lynch (1), muy probablemente escrito por su economista-jefe regional, el venezolano Francisco Rodríguez y  publicado una semana después de la intentona del 12 de febrero último, deja todo en claro.

El  reporte centra su análisis  en la posible evolución del  marco político de Venezuela a partir de los últimos eventos.  Plantea hipótesis de al menos tres escenarios alternativos,  tomando en especial  consideración que las movilizaciones y el arresto de Leopoldo López podrían servir,   o bien para “energizar a la oposición tomando ventaja del creciente descontento  por el marco de un aumento de las dificultades económicas, o , en forma  contrapuesta,  como ha ocurrido en oportunidades anteriores , para que el gobierno logre unificar sus fuerzas en contra la denunciada conspiración golpista para destituirlo.

No llama la atención: desde el 2000 Rodríguez se ha convertido en un francotirador contra Venezuela desde Estados Unidos (manipulando y falseando cifras y realidades, como denunciara el Center for Economic and Policy Research in Washington) (1) y ahora está actuando el papel de asesor financiero, tratando de atrapar al actual o al futuro gobierno venezolano en un negocio de endeudamiento.

Tampoco llama la atención la participación activa del Bank of America en la generación de imaginarios colectivos para la desestabilización: ya lo hizo en 1973 en Chile. En cuanto Salvador Allende ganó las elecciones, se creó el Comité Ad Hoc de Chile, con sede en Washington y formado por las principales empresas mineras estadounidenses con propiedades en Chile, así como por la International Telephone and Telegraph Company (ITT), que poseía el 70 % de la compañía telefónica, que pronto iba a nacionalizarse, Purina, Bank of America y Pfizer Chemical.

El guión del Bank of America

Al primer episodio, el reporte lo denomina con el significativo título  de ” Primavera Venezolana” y señala que la detención de López sirve como catalizador  para la continuidad y profundización de las protestas contra el gobierno, con la expectativa es que éstas sean retroalimentadas por  el desborde inflacionario y  la creciente escasez, con “llamados a la renuncia del presidente Maduro  volviéndose crecientemente prevalentes”.

Especula que ante la pérdida de popularidad del Presidente, un sector militar podría  comenzar a presionar para que abandone el poder, llevando a su reemplazo por un gobierno de transición  ante un llamado a elecciones que probablemente ganaría la oposición.

En forma muy suspicaz,  plantea que la oposición podría haber aprendido del fracaso del 2002 cuando llamaron a una huelga general contra el entonces presidente Hugo Chávez, y ello permitió al gobierno  culpar a la oposición de los problemas económicos del país  y caracterizar el paro como insensible a los desafíos de los venezolanos.  Asimismo, el análisis reconoce que la  oposición tiene una influencia mínima o ninguna  en PDVSA, no estando en capacidad de parar su producción de petróleo, que está ubicada en lugares aislados de la población.

Plantea Bank of America- Merrill Lynch que no habría problemas para la continuidad del pago de la deuda – preocupación central de este tipo de  boletín para inversores-, aunque dejan abierta la posibilidad que Maduro,  en su desesperación, anunciara la suspensión de pago de deudas, lo que consideran poco probable por los enormes costos posteriores de la medida.  Dejan abiertas posibles alternativas de elegir  “enemigos más cercanos”, a través  de medidas tales  “como ampliar nacionalizaciones  o un conflicto armado con Colombia”.

En este escenario de destitución  se hace hincapié que el gobierno de transición y un eventual gobierno de oposición posterior serían “amigables para el mercado” (sus propios negocios).  Ponen de relieve que López es un graduado de  la Escuela Kennedy de Harvard y un firme sostenedor del libre mercado, habiendo propuesto la venta de 9% del paquete de PDVSA en la bolsa de Caracas  en su campaña en las elecciones primarias de la oposición en 2012.

Apuestan a suponer por último que el gobierno entrante luego de un colapso de Maduro, tendría las mejores condiciones  para  “dar forma a un plan económico” (seguramente un eufemismo para referir  un ajuste regresivo económico contra la población y las conquistas económicas y sociales del chavismo).

En el segundo escenario, “Despertar Rudo”, el informe de Bank of  America- Merrill Lynch indica que el gobierno llegaría  a “caracterizar  correctamente las acciones de la oposición  como un intento de golpe”, poniendo el eje en el señalamiento que la oposición desea alcanzar por la fuerza lo que no pudo hacer por los votos.  Estos argumentos podrían unir y  movilizar  la base de apoyo social del gobierno,  así como a los sectores militares en su entorno,  contra  “una asonada  golpista”.

En tal perspectiva, indica el informe, la  opinión popular  podría al final a fortalecer   el apoyo gubernamental. Si se  vuelve notorio que el gobierno no puede ser volteado, ello podría llevar a la desmoralización  a muchos que apoyan a la oposición y las movilizaciones irse desarticulando y crecerían las disputas dentro de la oposición  entre los duros que quieren apoyar la permanente movilización  y los moderados que desean intentar ganar las elecciones de 2015. El informe entiende que  podría de tal forma producirse la repetición de  escenarios similares a los de  2002,  2004 y 2007.

En tal marco el informe bancario no cree que se abriría una crisis para los acreedores, ya que  el default hasta podría ser interpretado  como una admisión por parte del gobierno que la oposición  habría tenido éxito en desestabilizar el país, justamente lo que no se querría evidenciar.

En el tercer escenario indica que la fuerza de las demostraciones de la oposición llevan a la percepción  que el gobierno ya no puede controlar la caída al caos económico, y aun aliados clave actuales   pierden confianza  en la capacidad  de Maduro de mantener una apariencia de gobernabilidad.  “Comandantes militares de alto rango”  acuerdan tomar el control de la situación, expulsando al Presidente, suspendiendo las garantías constitucionales, y reprimiendo violentamente  las demostraciones de la oposición.  El nuevo gobierno “decreta estado de emergencia y suspende las elecciones de 2015″.

Indica el informe que un golpe al estilo de los años 1970 tendría mucha dificultad para obtener apoyo internacional, en tanto significaría la supresión del marco constitucional.  Una alternativa podría ser que los militares tomaran el control del gobierno pero aceptaran mantener a Maduro  formalmente como jefe de gobierno. Aun así, la represión podría despertar una enorme condena internacional.

En esta hipótesis,  Venezuela se “convertiría  de la segunda no-democracia del continente ” (por supuesto, están refiriendo sin nombrar a Cuba) con el riesgo de quedar en soledad.  Suponen que la mayor parte de los gobiernos latinoamericanos, incluyendo  aquellos que vinieron siendo amistosos con el chavismo,  tendrían prevenciones para aceptar que una rebelión militar contra un gobierno electo puede ser exitosa.  Existirían presiones para aplicar sanciones contra el país, sobre todo ante la percepción que el nuevo gobierno no respetaría los derechos humanos.

Bank of America- Merrill Lynch entiende que este escenario sería  de alarma para los inversores-bonistas.  El creciente aislamiento de Venezuela  reduciría  la probabilidad de lograr fuentes de financiamiento con un costo razonable., en tanto las sanciones podrían llevar  disminuir el  incentivo para el gobierno de pagar.   Probablemente este escenario llevaría   a  la eliminación del gobierno de “radicales de izquierda  que están detrás de la estrategia económica actual del gobierno” y que  los  “pragmáticos” tomaran la conducción económica, “permitiendo algunos mejoramientos del marco de la política económica”

¿Dónde están los dólares?

La estrategia mediática de los economistas de la oposición, a través de la gran prensa comercial, es que se acabaron los dólares. Pero según las mismas cifras del BCV, refrendadas por un informe Bloomberg (2) Venezuela tiene importantes fondos en dólares, pero colocados en el exterior(2) . El  condicionamiento financiero de la banca trasnacional intenta lograr que se revierta lo que Venezuela ha avanzado desde 2005, en especial las nacionalizaciones y las estatizaciones .

El economista venezolano Simón Zúñiga (4) señala, al respecto que, “representando una influencia de la socialdemocracia internacional, en un intento de domesticar, occidentalizar, y civilizar lo rebelde del proceso chavista-bolivariano, termina coincidiendo estratégicamente con el paradigma oposicionista” neoliberal.

La ralentización, y casi paralización, de la aprobación de divisas en diciembre marcó un inicio de año con amenaza de un desabastecimiento agudo no sólo en alimentos sino en salud. Los críticos señalan como errores del gobierno, pretender desaparecer a CADIVI, encargada hasta entonces del control cambiario,  de un plumazo y sin una estrategia comunicacional. [y sin instalar el organismo sustituto, el Centro Nacional de Comercio Exterior hasta ahora es una realidad sólo en la Gaceta Oficial]

Pero tras las medidas financieras tomadas a principios de año por el gobierno de Maduro, los economistas se plantean las limitaciones institucionales y la creciente incertidumbre, las dudas sobre si  el Centro Nacional de Comercio Exterior (Cencoex), sin garantías de estar exenta de corrupción e ineficiencia, está en condiciones de manejar la complejidad de un proceso de asignación de divisas, que va más allá del relacionado con las importaciones y las exportaciones. De lo contrario, las posibilidades de un colapso en las compras externas se reflejaran en la economía, señala Zúñiga.

Las medidas implican un fuerte ajuste macroeconómico, que incluye un shock institucional, y esto tendrá un efecto importante sobre la fijación de los precios y sobre la actividad económica, en momentos en que el desabastecimiento se estaban generalizando y alcanzando niveles críticos.

Rafael Ramírez, vicepresidente económico, anunció la necesidad de poner orden en la utilización de la renta petrolera, lo que debiera traducirse en un Plan de divisas y un Presupuesto de divisas, en un país cuyos ingresos en divisas y su posición de activos financieros externos, no justifica esta situación (absurda) de restricción, combinada por el derroche y el desorden en el uso de los dólares de la renta petrolera.

Zúñiga señala, además, que se deben atacar los poderes fácticos, excluir a la banca privada en su rol como “operadores cambiarios”, ya que han sido cómplices e muchas de las fechorías que se le adjudica al gobierno, además de tener las manos metidas en el mercado paralelo y la fuga de divisas. Esta orientación fue tomada en cuenta en los últimos anuncios que hizo el Gobierno, al señalar que las solicitudes para la subasta de divisas (SICAD) sólo se tramitarían por la banca pública. Siendo correcta la orientación de sacar del juego a la banca privada, sin embargo la implementación de la medida corre el riesgo de fracasar por su improvisación. Antes de debió avaluar la capacidad de la banca pública para convertirse en el único “operador” cambiario del SICAD.

Rafael Ramírez, Vicepresidente del Área Económica, tiene un reto inmenso en sus manos, porque el debilitamiento de la credibilidad y fortaleza patrimonial del BCV y de las Reservas Internacionales, no sólo es un factor que ha venido favoreciendo la estrategia conspirativa de los que fijan el dólar paralelo, sino que está comprometiendo seriamente la viabilidad económica y financiera del proceso político.

Pdvsa debe decidir entre enviarle los dólares al BCV (al Estado) para enfrentar las necesidades de liquidez (evitando el colapso económico y político) o vender los dólares a una tasa mayor (en el SICAD-1 y ahora en el SICAD-2) para resolver el enorme desequilibrio creado en el flujo de caja de PDVSA. Decisión difícil, al filo de la navaja.

Notas:

1) http://www.cepr.net/documents/publications/venezuela_2008_04.pdf

2)  publicado en  GEM Fixed  Income Strategy & Economics, 19 de Febrero de 2014.

3) El informe “Venezuela Ogles Chavez’s Hidden Billions as Reserves Sink” (“Venezuela codicia los millardos ocultos de Chávez mientras las reservas se agota) fue difundido por Bloomberg a sus sucriptores el 09-12-2013.

4) Los datos sobre los dólares que tiene el sector público colocado en el exterior son públicos y están en:http://www.bcv.org.ve/excel/2_4_2.xls?id=330

5) Ver artículo enhttp://www.aporrea.org/actualidad/a180332.html, en el cual señala: “Ante la insuficiencia de liquidez, tanto en bolívares como en dólares, el Gobierno se encuentra  frente al “eterno retorno” de ajustar o financiar. Lo primero, ajustar lo puede hacer a través de devaluar, aumentar el IVA, aumentar la gasolina, recortar el gasto público y recortar el consumo privado. La primera opción suele imponerse ante lo polémico de las demás (IVA y gasolina) y lo recesivo de las últimas (recorte del gasto y del consumo de las familias).”

*Economista argentino, miembro de la Asociación Argentina de Economía Radical

26 de febrero de 1984: el Puntarenazo

El 26 de febrero se conmemora una nueva fecha del Puntarenazo, la primera manifestación ciudadana y popular en Chile en presencia del dictador pinochet.   Los magallánicos quienes participaron en este hecho histórico, se reunirán mañana miercoles 26 a las 12.00 horas en Plaza Muñoz Gamero de Punta Arenas, para recordar este acontecimiento.

Compartimos nuestro ensayo sobre la Historia del Puntarenazo de 1984.

Lea y descargue aquí este documento:

PARA UNA HISTORIA DEL PUNTARENAZO 1984

 

brujula-1

Los desafíos de la Nueva Mayoría: participación y ciudadanía y las nuevas fronteras de lo posible

El programa de la Nueva Mayoría ha sido definido como la carta fundamental de navegación del gobierno de Michelle Bachelet: un conglomerado diverso de siete partidos y movimientos se han articulado tras un acuerdo político programático para que dicho programa se cumpla.

Pero, para que el Programa se realize y para que las demandas de la ciudadanía logren plasmarse en la esfera de las decisiones de la política pública, se necesita de una herramienta que se convierta en el sello distintivo del proceso: la participación ciudadana.  A lo largo de una experiencia de veinte años de gestión, durante los gobiernos de la Concertación la participación cumplió un rol esencial en la consulta a la ciudadanía, pero, con el paso del tiempo, fue adquiriendo cada vez más un carácter burocrático, casi de mero trámite,  para validar socialmente las decisiones de política.

Voluntad política para tomar las decisiones y participación ciudadana para que dichas decisiones se correspondan con el programa y con las aspiraciones del pueblo.

Durante el breve paréntesis del gobierno de Piñera y la coalición de derecha, inspirada en una lógica gerencial de la gestión pública, la participación dejó de ser una prioridad y la eclosión de movimientos sociales y territoriales (Aysen, Magallanes, Calama, Arica, Freirina, Coronel…) demostró precisamente que el gobierno de la derecha fue incapaz de entender y asumir el rol de la participación en los procesos políticos y sociales.   Esta cerrazón del gobierno Piñera contribuyó adicionalmnente a expandir -como forma de rechazo y de resistencia- el empoderamiento de la ciudadanía y los movimientos sociales.

Durante este período de gobierno, los movimientos sociales, ciudadanos y territoriales derrotaron social y políticamente a la derecha, antes que sea derrotada electoralmente en las urnas.

La Nueva Mayoría tiene una tarea de crucial importancia en el período que se avecina: la de dar forma y de impulsar desde la base social procesos efectivos de participación ciudadana, que se articulen coherentemente con los movimientos sociales respetando su independencia y autonomía relativa y generando espacios de interlocución con el aparato del Estado y los procesos institucionales de toma de decisiones de la política pública.

Pero, de qué participación se necesita ahora?

Necesitamos pasar de la participación consultiva a la participación decisoria.

El problema ni siquiera pasa por la ¨institucionalización de la participación¨ en el aparato público: la proliferación de consejos consultivos y de oficinas de información en todos los servicios públicos, han sido pasos de avance, pero no bastan para resolver la demanda de participación efectiva que reclaman los ciudadanos, en esta era de la globalización, de la transparencia y de la circulación de la información.   La mayor parte de las protestas sociales que han tenido lugar en los años recientes en Chile encuentran en la participación su principal clave explicativa: los ciudadanos no fueron consultados y se tomaron decisiones que los perjudican…o se tomaron decisiones sin considerar la opinión y la realidad de los ciudadanos involucrados en y por esa política.

La gente quiere sentirse tomada en cuenta, quiere ser escuchada y sobre todo que sus aspiraciones se cumplan.

No puede repetirse la experiencia ya superada ni entender la participación como ¨información pública¨ de las decisiones ya tomadas: ya no basta con informar a la gente de las decisiones adoptadas por la autoridad, sino que se requiere ahora de mecanismos y procesos de participación donde los ciudadanos organizados intervengan en el proceso de elaboración de las políticas públicas, y que permitan que la ciudadanía pueda controlar la implementación y los resultados de dicha política.

Con una ciudadanía cada vez más empoderada, organizada y movilizada en demanda de sus aspiraciones y necesidades, la gobernabilidad se asegura con más participación, con procesos amplios y plurales de involucramiento de las personas y de las organizaciones en la toma de decisiones y en la aplicación de las políticas públicas.

En este contexto, entendemos que la política pública no se agota en la agenda de los movimientos sociales, ni los movimientos sociales se agotan en la agenda gubernamental.

Son los ciudadanos organizados y movilizados los que pueden desplazar la ¨frontera de lo posible¨ en cuanto a participación, a condición que la coalición de gobierno, los partidos que la integran, las autoridades de gobierno y las instituciones del Estado, se abran al ejercicio de la mayor participación ciudadana posible.

Manuel Luis Rodríguez U.

brujula-1

Registro histórico del desempeño parlamentario y legislativo del senador por Magallanes (PS) Pedro Muñoz Agurto

El siguiente es el registro elaborado por Wikipedia, de la trayectoria política y electoral de Pedro Muñoz Agurto, actual senador por la región de Magallanes, del Partido Socialista.

Pedro Muñoz Aburto

Los chilotes, conquistadores de la Patagonia

El sábado por la tarde, aprovechando  una agradable temperatura partimos a explorar el Festival Costumbrista de Folklore y comida Chilota que se realiza  todo los años en Puerto Natales. Es agradable presenciar a familias completas trabajando para entregar los mejores alimentos de la Isla de Chiloé, lejana pero presente; verificar, por tanto, un deseo de preservar, sin temores,  sus manifestaciones culturales.

Digo temores, pues hasta hace unas décadas, la cultura de Chiloé en la Patagonia se vivía en el interior de las familias; como sucede con los migrantes que se asientan en un lugar, donde hay prejuicios respecto al que llega.

Ese día sábado, ayudado por la tarde soleada, todo era agradable en el  recinto ferial. Había un escenario donde tres músicos se esforzaban por llegar al público con un repertorio de cuecas y cumbias  chilotas. Los cantores invitaban a dar unos “paseillos”, como le denominan los españoles al bailoteo. A propósito de ibéricos, turistas inexistentes en esta temporada;  quedan abismados al conocer Chiloé de su parecido  con Galicia.  Muchos de ellos, desconocen que en el siglo XV, sus compatriotas colonizadores, al llegar a la  Isla Grande, la bautizaron por unanimidad como la Gobernación de Nueva Galicia

Este año como nunca hemos visto con satisfacción, que muchos extranjeros degustaban en los diversos stand:  milcaos,  roscas, empanadas de manzana y fritas, panes con chicharrones. Una casera aseguraba “Nada en manteca, todos los fritos son con aceite  Cocinero”.  Al parecer eran del  agrado de los rubios visitantes, pues llevaban una provisión adicional a sus hostales. “Si hay gente del lugar comiendo, me meto” fue la sentencia de un viajero empedernido, el cual me explicaba sus  técnicas para el buen comer y  evitar “la pálida peristáltica” en sus viajes por el mundo.

A mi interlocutor le habían  encantado las cocinerías de Dalcahue.  Fue feliz en una casa de acogida chilota en Natales. Una gran cocina, el corazón de donde vive y convive el chilote, recreando el antiguo fogón.  Con vista a una cuidada huerta provista de habas, arvejas, lechugas y muchas papas. ¡ Es un privilegio, eso, ya no lo véis en ningún país del paneta!.

Cuando nos retiramos del recinto ferial – los cantores chilotes cianóticos- arriba del escenario no lograban que alguien  salga a bailar. “Es que el chileno le canta al paisaje, mientras el mexicano le canta al alma” me dijo el doctor Alejandro Witker, cuando le pregunté  el por qué del éxito de la música mariachi en Chile. Witker, estuvo exiliado en México quince años.  “En ciudades mexicanas, los vi bailar a las tres de la tarde tomando pura limonada, sus ritmos como el corrido son sencillos. El chileno tiene que pegarse unos pencacitos para alegrarse y bailar”. Cuando me despedía de la muestra, estaban tocando una cueca chilota, pero nadie quería mandarse una “Lagos Weber”.

 RAMON ARRIAGADA

El diseño de la desestabilización: Manual para derribar gobiernos democráticos

La calificación de dictadura o dictador para el gobierno del Presidente Nicolás Maduro en Venezuela, adolece de un vicio de forma y contenido: el gobierno de Maduro y de la revolución bolivariana es un gobierno que cumple con todos los estándares democráticos de un Estado de Derecho y que ha funcionado como democracia representativa y participativa desde el año 1998.

El problema es que en los sucesivos procesos de elecciones y referendum ha triunfado la opción de la revolución bolivariana o del socialismo del siglo XXI y la derecha venezolana y sus acólitos han sido sucesivamente derrotados por el voto popular, aun cuando conservan escaños en la Asamblea Legislativa y en algunos de los gobiernos estaduales.   Venezuela está viviendo una revolución democrática y hay sectores políticos opositores que no aceptan esa situación.

Nos parece evidente que el ataque político e ideológico de que es objeto la revolución bolivariana y el gobierno de Maduro, tiene dos objetivos estratégicos: debilitar al gobierno revolucionario en vistas a las elecciones próximas y generar un estado tal de ingobernabilidad que pueda justificarse una desestabilización y eventualmente, una salida de fuerza.

En este contexto, la principal clave política del proceso bolivariano venezolano hoy es la plena adhesión de las Fuerzas Armadas a la Constitución aprobada por una asamblea constituyente y referendum popular en 1999, su lealtad y su obediencia irrestricta al gobierno legalmente constituido y la adhesión popular al gobierno en un escenario de crisis.   La lectura de gran parte de la prensa internacional respecto de la situación social y política en Venezuela produce un efecto desconcertante y de caos  total, como de un país derrumbado, pero al mismo tiempo, la internacional petrolera Repsol acaba de firmar un acuerdo con el Gobierno de Venezuela, mientras este país continúa suministrando normalmente a Estados Unidos una parte importante de su producción petrolera.

La ofensiva de la oposición antibolivariana en Venezuela, es mucho más amplia que algunas manifestaciones callejeras y el abundante ruido mediático para deslegitimar en el exterior al gobierno de Maduro.  Se trata de un diseño político estratégico que apunta a desgastar las bases sociales de apoyo del gobierno legalmente constituido a fin de obtener como resultado, o su derrota en las próximas elecciones o su debilitamiento que haga posible su derrocamiento.   En este diseño la ¨solución golpista¨ no está a la orden del día, pero forma parte de las opciones del plan.

La polarización del lenguaje y de las actitudes y conductas políticas solo puede ocurrir allí donde hay actores políticos que han definido la polarización como un efecto deseable para generar inseguridad e inestabilidad y favorecer un cuadro de desestabilización.   Ese escenario de polarización pudiera estar inducido además en Venezuela por la enorme dispersión de la oposición, carente de un lider que les ofrezca certeza de triunfo en el escenario electoral actualmente existente: al no tener un lider carismático potente y unificador, la oposición dispersa puede prestarse para jugar el juego aventurero de la inestabilidad y de la agitación social.

Se trata de un diseño conocido en América Latina.   Otros países latinoamericanos ya lo han vivido.

Tampoco se trata de andar viendo conspiraciones en todos los rincones, pero la combinación de circunstancias y de prácticas políticas de la oposición al gobierno de Venezuela, refleja la existencia de un diseño para la desestabilización, ya sea en el corto o en el mediano plazo.

A los problemas económicos del país, ocasionados tanto por decisiones propias del gobierno Maduro, como de la acción de guerra económica auspiciada por distintos sectores empresariales opositores, se agrega una intensa campaña de desinformación internacional que pretende mostrar a Venezuela como un país en caos y en situación de ingobernabilidad.  No puede dejarse en el olvido sin embargo, los enormes avances sociales generados por la revolución bolivariana, donde por ejemplo, el salario mínimo es de  592 dólares, el mas alto de América Latina.

Venezuela es un país con un sistema de subsidios gubernamentales bastante amplio y eficiente, por lo que muchos de los beneficios que reciben los venezolanos gracias a la riqueza petrolera del país, no se pueden medir solo a través del salario mínimo. Entre los subsidios que los venezolanos reciben están: una red de supermercados con precios muy bajos en las zonas pobres de Venezuela, servicios de agua, servicios de electricidad, gas natural, gasolina, salud publica gratuita, educación universitaria gratuita, sistemas de transporte subsidiados, etc.

El cuadro de crisis social induce a un clima de ingobernabilidad y la ingobernabilidad es el escenario propicio para la desestabilización política e institucional.  La presión política y comunicacional de Estados Unidos y de la prensa pro-estadounidense apunta a cualquiera de las opciones, pero sin duda que el gobierno de Washington prefiere cualquier otro gobierno en Caracas que no sea de inspiración socialista o izquierdista.  En cuanto a su entorno vecinal, Venezuela está respaldada de países vecinos como Brasil en particular y por la UNASUR.

A pesar del intenso juego de las correlaciones de fuerzas internas y externas, el escenario venezolano no está para soluciones de fuerza ni para aventuras golpistas, dada la lealtad constitucional de las Fuerzas Armadas bolivarianas al sistema político actual.

Manuel Luis Rodríguez U.brujula-1

Selección y nombramientos de autoridades regionales en un gobierno de coalición

La polémica mediática por el ¨secretismo¨ que existiría en la selección y nombramientos de cargos para el próximo gobierno de la Nueva Mayoría, oculta un hecho básico y esencial: que ese proceso de selección y esas designaciones nunca han sido difundidas o publicitadas por ningún gobierno, desde que tenemos memoria de la Historia Política de nuestro país.

No nos imaginamos al Presidente Eduardo Frei Montalva, Salvador Allende, Patricio Aylwin, Ricardo Lagos, Michelle Bachelet o Sebastián Piñera, por nombrar a los 6 más recientes Presidentes elegidos por sufragio popular, difundiendo en todos los medios los nombres de los posibles candidatos, precandidatos y fracasados postulantes a ocupar un cargo en sus respectivos Gabinetes ministeriales.

El ¨secretismo¨ también es una invención política de los medios.   Si todo ese proceso de selección se hiciera público antes de los nombramientos, el efecto comunicacional y político sería desvastador.

Pero, es bueno preguntarse cómo se producen esa selección y esos nombramientos.

La primera etapa de la selección la hacen los partidos políticos de la coalición, tanto en los niveles regionales como nacional.  Las directivas regionales de los partidos entregan a continuación al futuro Intendente Regional, respectivas carpetas con los curriculum de los candidatos propuestos a los cargos (en el caso de las regiones, a Gobernadores, Secretarios Regionales Ministeriales y Jefes de Servicios).   Cada uno de los partidos de la coalición envían también a sus niveles centrales la información de los postulantes presentados al futuro Intendente Regional.

Esos curriculum obedecen a determinados criterios de selección establecidos por el nivel central en el equipo presidencial.

El futuro Intendente Regional procede a continuación a hacer una primera selección, consultando en cada caso a los respectivos Ministros y también a los parlamentarios de cada región pertenecientes al mismo conglomerado.

La tercera etapa del proceso de selección corresponde al Intendente Regional futuro y consiste en construir un gabinete regional que se aproxime a los distintos equilibrios entre los distintos partidos que integran la coalición de gobierno.  En una coalición de partidos políticos con vocación de poder y de gobierno, lo lógico, lo racional y lo esperable es que la configuración del gabinete regional y del elenco de autoridades jefaturas de servicios, de cuenta adecuadamente de la composición y diversidad de dicha coalición, aunque manteniendo vigentes los criterios de selección establecidos.

Los nombramientos se realizan por parte del Intendente Regional futuro (en el caso de los cargos regionales mencionados) cuando todo el gabinete ha sido confirmado y reafirmado por los Ministros sectoriales respectivos.

Manuel Luis Rodríguez U.

brujula-1

Dirigente de pescadores artesanales de Magallanes cuestiona nombramiento de futuro SubSecretario de Pesca

El dirigente de los pescadores artesanales de Magallanes Fernando Carmona, quién además es uno de los líderes emblemáticos de la Asamblea Ciudadana de Magallanes, criticó el nombramiento de Raul Sunico Galdames como futuro Subsecretario de Pesca, por haber sido parte -según manifestó-  del lobby empresarial en favor de la Ley Longueira o Ley de Pesca aprobada durante este Gobierno.

Carmona reiteró que hay un ambiente de malestar entre los pescadores artesanales de la región austral, debido a este nombramiento en el futuro gabinete ministerial.

Manuel Luis Rodríguez U.

brujula-1