CoyunturaPolítica

Agenda propia para un análisis crítico

El derecho a la indignación

Deja un comentario

El balance político de esta “semana corta” que hoy concluye, no puede ser más desalentador para los espíritus optimistas en Chile.

Precisamente cuando estamos a pocos días de iniciarse la campaña municipal, una suma de errores, equivocaciones, pasos en falsos y decisiones controversiales y resistidas, forman un catálogo poco digno de elementos que sin duda van a contribuir a acentuar el estado latente de indignación de muchos en el país.

En el país de los condoros, todos se condorean.

La agenda de errores políticos suma ahora nuevos ingredientes: la vergonzosa y fracasada votación del Informe de la Comisión de la Cámara de Diputados sobre el Lucro en las Universidades, es la chispa que ahora encendió nuevamente la indignación estudiantil.  ¿Nadie ha observado que ni el propio gobierno ha salido a justificar favorablemente esa votación en la sala de la Cámara de Diputados?  El tema espinoso del lucro en las universidades volverá a provocar otra comisión investigadora en la Cámara, pero los antecedentes del primer Informe ya están corriendo en la Fiscalía y ha comenzado la investigación judicial. El lucro en las universidades es motivo de flagrantes conflictos de intereses de Ministros, parlamentarios y autoridades de gobierno, pero eso ya parece no interesarle a nadie…salvo a los ciudadanos que observan.

Por lo demás, que unos cuantos ladrones con corbata y con chaqueta universitaria vayan a la carcel, está todavía por verse…aunque es altamente deseable.

Al mismo tiempo, la ley de pesca, bautizada tristemente como la ley Longueira, sigue su curso inexorable a pesar  que los pescadores artesanales reclaman, protestan, hacen barricadas y huelgas de hambre.

En el mismo momento, el conflicto mapuche se enciende y agudiza en el sur y el gobierno deja caer la idea de declarar estado de sitio en la Araucanía, cosa que sería una pésima imagen internacional para “un país que se vende” en el extranjero como una economía exitosa y una sociedad tranquila.

Y por ultimo, los parlamentarios de gobierno le dejaron a los trabajadores un miserable salario mínimo de $ 193.000 mensuales, al mismo tiempo que nos manipulan las cifras para hacernos creer que la pobreza está disminuyendo.  Los funcionarios públicos ya pueden darse por notificados como “vendrá la mano” en el debate salarial de fin de año: el gobierno dirá que “la crisis española” y la “inestabilidad financiera internacional” justifican un reajuste inferior al alza real de los alimentos y del costo de la vida.  Seguro que muchos trabajadores y funcionarios públicos se acordarán del reajuste del gobierno de Piñera a la hora de ir a votar en las municipales de octubre.

De este modo, con todo el derecho a la indignación que le asiste a la ciudadanía, las manifestaciones de los pescadores artesanales y de los estudiantes secundarios reclamando la desmunicipalización de los liceos y de los universitarios por el fin al lucro en las universidades, contribuirán positivamente a bajar aún más la popularidad del gobierno en las encuestas.

Y con tanta indignación suelta en el ambiente social, es fácil imaginar el incremento de la abstención en las elecciones próximas.

¿Habrá comprendido ya el gobierno y la alianza de derecha que el 2014 volverán a ser oposición?

About these ads

Autor: Manuel Luis Rodríguez U.

Sociólogo, Cientista Político, académico, comunicador.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.749 seguidores